Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Antropología de la Salud y la Enfermeria  >  Artículo actual

Antropología de los Cuidados

Por   /  30 Marzo, 2016  /  No hay Comentarios

PRECURSORES DE LOS CUIDADOS DE ENFERMERÍA

No existe ninguna duda en que desde los medios teóricos de Florence Nigthingale (1820-1910) sobre los cuidados que son hoy la base de la disciplina enfermera, hasta las actuales concepciones de Madeleine Leininger (1925-2012), se ha ido generando todo un corpus sobre los cuidados de enfermería.

Virginia Henderson (1897-1996), en su definición sobre Enfermería hace hincapié en el cuidado, tanto de los individuos enfermos como sanos, al paciente con actividades esenciales para mantener la salud, recuperarse de la enfermedad o lograr una muerte tranquila. Hoy en día la base de conocimientos de la Enfermería plantea sus cimientos en el Proceso Enfermero (PE), que es el método científico aplicado a los cuidados y uno de los modelos que más aceptación tiene en nuestro entorno es el de V. Henderson que está basado en las necesidades básicas humanas en la categoría de la Enfermería humanística, donde el papel de la enfermera es la realización de las acciones que la persona no puede realizar en un determinado momento de su ciclo vital y que ella las define como 14 necesidades básicas[4]. De este modo ofrecía una definición de la Enfermería proporcionando un rol al profesional de independencia en sus actividades asistenciales, docentes, investigadoras y gestoras, a la vez que delimita su área de colaboración con los demás miembros del equipo de cuidados.

Leinenger

Lienninger

La Enfermería transcultural de M. Lienninger está centrada en los cuidados de enfermería, aplicando conceptos, prácticas, teorías y principios como resultado de la interdisciplinariedad de la Enfermería y la Antropología. La meta de esta disciplina está en el conocimiento y la aplicación de los cuidados culturales, que no son otros que los cuidados responsables y coherentes culturalmente, que se ajusten de modo razonable a las necesidades, valores y creencias y los modos de vida de los pacientes. Ella insistía en que aún existe un conjunto de elementos como la ceguera cultural, los choques entre culturas, imposiciones y etnocentrismo, que influyen de forma notablemente negativa en la calidad de los cuidados que los profesionales de enfermería prestan a pacientes de culturas diferentes.

Cuidadores y enfermos somos iguales: personas comunes con una profesión, una vida afectiva, unas preocupaciones, un nivel de instrucción y de rentas determinados. Sin embargo, en el contexto de la interacción en el hospital, en la sala de curas o en la consulta externa, cada uno representa un papel. Unos son personas comunes con un problema relacionado con la salud, mientras que los otros, los cuidadores son, en ese contexto, profesionales del “cuidar”. (Allué, 2013)

La sanidad es uno de los pilares básicos del estado de bienestar gracias, en parte, al trabajo de profesionales como las enfermeras. La Enfermería como ejercicio de las “prácticas cuidadoras” es una profesión imprescindible en el sistema biomédico. Se la considera como la más antigua de las artes y la más joven de las profesiones; es antigua, porque en la lucha por la supervivencia del ser humano siempre ha habido personas que han cuidado a los más débiles, pero también es una profesión joven porque hasta el S.XIX no aparecieron las primeras escuelas para la formación específica de enfermeras. Pero hoy en día podemos decir que ha llegado a constituirse como una disciplina con un cuerpo teórico propio, pero no puede configurarse epistemológicamente sin el conocimiento de su desarrollo histórico.

REFLEXIONES

La imagen de la enfermera se representa en opuestas dimensiones en novela, cine, medios de comunicación y publicidad, ensalzada en tiempos de guerra y catástrofes como ángeles heroico, y caricaturizada, cosificada[5] y sexualizada en otros contextos muy distintos. Estos antagónicos perfiles que vienen determinados por el rol que de ella se espera, más que por lo que debería ser la esencia de la profesión: los cuidados.

El estudio de la historia y la antropología de los cuidados en las diferentes culturas son necesarios para comprender la Enfermería como profesión, de dónde venimos, dónde estamos y hacia dónde vamos. En nuestra historia están las causas de la mayoría de las situaciones actuales y sólo buscando los motivos que las originan se podrán cambiar y mejorar.

La teoría y el método enfermero son esenciales para la aplicación de unos adecuados cuidados, pero también lo son la actitud y los valores hacia el otro y hacia uno mismo. Mantener una continua evaluación bajo una mirada antropológica implica posicionarnos en una situación de relativismo para poder comprender mejor a la persona que tenemos ante nosotros, el paciente, el receptor de los cuidados.

Páginas: 1 2 3

Deja un comentario

  • Mayo 2018
    L M X J V S D
    « Abr    
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    28293031  

También te puede interesar…

Hospital San Carlos: La Enfermería desde una perspectiva de género

Leer Más →