Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Matronas  >  Artículo actual

Conducta de la matrona ante la gestación y SIDA: Recomendaciones para evitar la transmisión vertical madre-hijo

Por   /  19 Enero, 2018  /  No hay Comentarios

Autores: Gustavo Silva Muñoz1, Patricia Mª Villa Gómez2, Miriam Orellana Reyes3;

1Matron/a Hospital Punta Europa (Algeciras); 2 Matrona Hospital Jerez de la Frontera; 3 Matrona Hospital General de La Palma

Email: guslavosm@hotmail.com

  

Introducción:

El virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) pertenece al grupo de los lentivirus o retrovirus, infecta a las células del sistema inmunitario, alterando o anulando su función. La infección produce un deterioro progresivo del sistema inmunitario, con la consiguiente “inmunodeficiencia”.

La OMS estimaba en el año 1996 que había tres millones de niños infectados por VIH en todo el mundo. Una cuarta parte de estos se infectaban por sus madres en el embarazo y parto.

El VIH puede transmitirse por las relaciones sexuales (vaginales, anales u orales) con una persona infectada, transfusión de sangre contaminada o transmitirse de la madre al hijo (TV) durante el embarazo, el parto y la lactancia. Los distintos tipos de transmisión vertical son:  Intraútero (5-7%), intraparto (65-80%) y lactancia materna (7-22%).

La transmisión vertical del VIH constituye la principal vía de infección de casi todos los niños en los países desarrollados y cerca del 90% de los niños infectados adquieren la infección de sus madres durante el embarazo y el parto.

La tasa natural de transmisión vertical del VIH se ha visto reducida en los últimos años en los países del Primer Mundo gracias al exhaustivo control obstétrico-ginecológico y al tratamiento con antirretrovirales, que minimizan la carga viral (1,8-2%).

En España, desde que aparecieron los tratamientos antirretrovirales junto con el diagnóstico precoz en las embarazadas con la detección de VIH por protocolo en el programa de embarazo, el número de casos ha disminuido por debajo del 1%.

El manejo de la gestante infectada por VIH, irá encaminado a la estabilización de la enfermedad y la prevención de la transmisión de VIH al recién nacido.

 

Metodología

Revisión sistemática de la literatura científica en bases de datos: Cochrane, Pubmed, Scielo, CUIDEN, DIALNET, según las palabras claves y de revistas científicas incluyendo las revistas digitales tanto en español como en inglés pertenecientes a diferentes colectivos y en manuales y protocolos de centros especializados.

 

Objetivos

-Analizar los mecanismos de transmisión vertical y factores de riesgos que pueden favorecer el contagio por VIH.

-Conocer las recomendaciones y actuaciones que se están llevando a cabo actualmente para prevenir, identificar y controlar el embarazo con VIH, para así poder disminuir los riesgos de transmisión vertical.

Resultados

Podemos decir que según la bibliografía consultada, los mecanismos de transmisión vertical del VIH puede producirse fundamentalmente por tres vías;

  • Intraútero: Incidencia relativamente baja 5-8% de casos (1,2). El VIH puede atravesar la placenta a partir de la octava semana de gestación (demostrada la presencia en placentas de abortos del 1º y 2º trimestre (3) así como en el líquido amniótico (1).
  • Intraparto: Constituye el periodo de máximo riesgo de contagio con una incidencia del 65-80% (2,4). Parece que existen varios factores responsables de este mecanismo: por un lado, durante el trabajo de parto hay una mayor exposición de las mucosas neonatales con sangre y mucosas maternas (4); por otro lado, la rotura de las membranas ovulares puede facilitar una infección ascendente y por último, la posibilidad de absorción a nivel del tracto digestivo fetal (1).
  • Postparto: El contagio en este periodo se debe fundamentalmente a la transmisión a través del calostro (alto contenido celular) y de la leche materna y se calcula que puede ser responsable del 7 al 22% de los contagios (1). Con esto el riesgo de infección puede ser hasta 9 veces superior a los que se alimentan con fórmula artificial (5). Asimismo, la mayor parte de las infecciones se da en los primeros meses de lactancia, debido a la inmadurez del tracto gastrointestinal y se calcula que la posibilidad de transmisión aumenta sobre un 0,05% por día de lactancia (6).

Muchas variables han sido estudiadas por su posible actuación en la transmisión vertical del VIH. Estos factores de riesgos que pueden ser modificables pueden agruparse en varios grupos:

FACTORES MATERNOS:

Páginas: 1 2 3

  • Julio 2018
    L M X J V S D
    « May    
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    3031  

También te puede interesar…

Actuación de la matrona en la natación durante el embarazo

Leer Más →