Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Actualidad  >  Artículo actual

Perfil competencial de la enfermera obstétrico-ginecológica (matrona). Organización de los cuidados obstétrico-ginecológicos tanto en atención primaria como especializada

Por   /  30 Agosto, 2017  /  No hay Comentarios

AUTORES: Mª Carmen Álvarez Dodero *, Ana Mª Cutilla Muñoz*, Patricia Gilart Cantizano**.

* Matronas del Hospital del SAS de Jerez de la Frontera, ** Matrona del Hospital materno infantil de Badajoz del SES.

RESUMEN

El papel profesional de la matrona está reconocido internacionalmente en todos los sistemas sanitarios. Se considera una figura esencial que incide en el proceso de la maternidad y en la atención integral durante el ciclo vital de la mujer en todas sus fases: salud reproductiva, climaterio y sexualidad.

Basándonos en una revisión bibliográfica y competencial realizada, defendemos que la organización de los cuidados obstétrico-ginecológicos y la realización de los mismos, debe hacerlos la matrona, ya que la valoración de la mujer, gestante y recién nacido y la atención de enfermería que de ella se deriva, requieren la actuación de una enfermera especializada.

 

Palabras claves: competencias de la matrona, cuidados obstétricos-ginecológicos, midwife, atención especializada.

 

INTRODUCCIÓN

La matrona es el profesional sanitario, que con una actitud científica responsable y utilizando los medios clínicos y tecnológicos adecuados al desarrollo de la ciencia en cada momento, proporciona una atención integral a la salud sexual, reproductiva y maternal de la mujer en sus facetas preventiva, de promoción y de atención y recuperación de la salud; incluyendo así mismo la atención al diagnóstico, control y asistencia al embarazo, parto y puerperio fisiológico, y al recién nacido sano hasta el 28 día de vida.

En cualquiera de los niveles de atención, las funciones de la matrona, como personal sanitario, se agrupan en cuatro categorías:

  • Función asistencial, de apoyo y asistencia directa.
  • Función docente, transmisora de conocimientos propios y específicos (docencia pregrado y postgrado, formación continuada, educación para la salud, etc.)
  • Función investigadora, favoreciendo el desarrollo profesional y la mejora de los cuidados.
  • Función de gestión, administración.

El ámbito de actuación de las matronas abarca tanto la Atención Primaria (que incluye centros de salud, comunidad, familia y domicilio) como la Atención Especializada, (que incluye el hospital u otros dispositivos dependientes del mismo). Así mismo, las matronas pueden ejercer su profesión en el sector público, en el privado, por cuenta ajena y por cuenta propia. Las matronas deben tener una participación activa en los programas de atención a la mujer en todas las etapas de la vida, de salud sexual y reproductiva y de salud materno infantil. En estos programas la matrona favorece la normalidad en el proceso fisiológico en la atención del embarazo, parto y puerperio, además de desarrollar actividades de promoción y prevención de su salud sexual, reproductiva y en el climaterio, en consonancia con las demandas de la sociedad y en el marco de políticas globales de salud como la “Estrategia del parto normal” aprobada por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud en noviembre de 2007, o la “Guía de práctica clínica sobre la Atención al Parto Normal”, del Ministerio de Sanidad y Política Social del 2010.

METODOLOGÍA

Para la realización del trabajo se realiza una revisión bibliográfica, utilizando diferentes Bases de Datos Nacionales e Internacionales, Cochrane, Medline, Cinhal, Pubmed, Cuiden y Scielo. También se consulta en Organizaciones y Asociaciones de interés científico como la ACOG (American College of Obstetricians and Gynecologist), SEGO (Asociación Española de Ginecología y Obstetricia), FAME (Federación de Asociaciones de Matronas de España) y Asociación Andaluza de Matronas.

 

RESULTADOS

El papel pues, de la matrona, está reconocido tanto por la Organización Mundial de la Salud OMS, como por la Unión Europea, y se encuentra regulado con un perfil competencial específico y con una formación mínima armonizada en todos los estados miembros. La normativa legal parte de la Directiva 2005/36/CE, de 7 de septiembre de 2005, del Parlamento Europeo y del Consejo, y la Directiva 2006/100/CE, del Consejo, de 20 de noviembre de 2006 relativas al reconocimiento de cualificaciones profesionales, así como a determinados aspectos del ejercicio de la profesión.

La citada Directiva se traspone al ordenamiento jurídico español mediante el Real Decreto 1837/2008, de 8 de noviembre. El perfil competencial de la enfermera especialista en Enfermería Obstétrico Ginecológica (Matrona), se ha ajustado a las directrices derivadas, de la Confederación Internacional de Matronas, a las directrices de la Unión Europea contenidas en el artículo 55 del Real Decreto 1837/2008, de 8 de noviembre, que se refiere a las actividades profesionales que, como mínimo, deben realizar las matronas, así como a las necesidades del Sistema Nacional de Salud, a la evolución de los conocimientos científicos y a las demandas de la sociedad actual, que reclama un profesional mucho mas implicado en las facetas preventiva y de promoción de la salud de la mujer; dichas competencias se publican en la Orden SAS/1349/2009, de 6 de mayo.

Páginas: 1 2 3 4

  • Mayo 2018
    L M X J V S D
    « Abr    
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    28293031  

También te puede interesar…

Beneficios que aporta la realización de Pilates en el Embarazo

Leer Más →